Valoración :: El Examen Final

Este año no tengo mucho que decir y se nota en la frecuencia de mis publicaciones.
Señoría, en mi defensa debo señalar que estoy liado con mi futuro libro y publicar entradas me quitaría el tiempo que necesito para terminarlo. Bueno, y también está ESTO:

Duelyst [cartas y estrategia por turnos]

Fire Emblem Heroes [para móvil]

Sí, reconozco que este año voy más lento. Todo proyecto, con el tiempo, me deja flojo y con ganas de llorar a lo problemas del primer mundo.


Y cuando no escribo estoy jugando en lugar de leyendo, así que este año apenas estoy valorando libros. Pero quería hablar de este:

 

El examen final, de Javier Pavía Fernández

Nacho Pavía Fernández (ilustrador)

De qué va:

Un libro de fantasía urbana con mucho humor, muy divertido y entretenido. Caroline es una aspirante a parca adicta al chocolate que, tras superar sobradamente el teórico, ha suspendido el examen práctico 7 veces y se enfrenta con su última oportunidad. Parece algo muy sencillo: solo hay que llevar el alma de un humano muerto al otro lado. Como podrás imaginar, en este último intento nada será tan sencillo como debiera. 

 

Tenemos un mundo de los muertos (Mort) donde habitan las parcas, separado del mundo normal de los humanos. Las parcas tienen ciertas habilidades para llevar a cabo su trabajo (como crear portales) y cuentan con su herramienta de trabajo llamada guadaña. En estos mundos pueden darse la presencia de fantasmas y demonios. A estas particularidades de Mort se le suma una galería de personajes de lo más variopinta y particular, empezando por los compañeros de la Universidad y pasando por todos y cada uno de los maestres.

 

¿Te ha gustado?

Desde luego. Además, cualquier libro que me haga soltar carcajadas tiene mi respeto y mis dieces.

 

Independientemente de lo anterior, ¿crees que es un buen libro?

Sí. Tiene todo lo necesario para serlo si lo que buscas en la lectura es pasarlo bien, entretenerte y que sea una actividad placentera. Además tiene una trama que funciona bien, unos personajes bien definidos y carismáticos, buenos diálogos, bien escrito y con un tono jovial que más bien parece que estés tomando una caña con el bueno de Javier mientras te cuenta una historia asombrosa. Lograr ese tono de confianza y sentirte cómodo no lo hace cualquiera.

¿A quién lo recomendarías?

A los lectores de Terry Pratchett que busquen un tono más descarado y directo, con menor grado de fantasía; quizá se acercaría más al tipo de lector que también haya disfrutado con Sergio Morán y su El dios asesinado en el servicio de caballeros (protagonistas con algunos puntos en común) o a Iván Caballero (aunque más que por Jack, Holmes y un par de colts, lo relaciono con las Crónicas de Alcani que son de fantasía). Solo me falta leer ahora el libro de Ángel Sanchidrián, Tres enanos y pico, porque me da que cerrará el círculo de fantasía y risión. También tengo pendiente Su muerte, gracias, de Abel Amutxategi, que por el tema y el género me imagino que sería un buen compañero de estantería.

 

Aparte de las relaciones por autores lo he visto como un cómic en potencia.
En cuanto a edad, creo que este libro gustará a adolescentes, pero me parece que a partir de los 20 lo disfrutarás más.

 

¿Leerías más de este autor?

He visto que hay segunda parte, Tic, tac. Así que lo añadiré a mi lista de deseados sin dudar.

 

¿Qué te ha gustado más?

Un consejo: no mezcles bebidas y este libro; son una mala combinación; sobre todo si la bebida tiene gas. Javier demuestra desde el principio que domina la técnica del humor. Más de uno puede pensar que alguien es gracioso o no lo es, que no tiene más ciencia. Pero la tiene y el autor, sea consciente o no de las fórmulas que emplea (y estoy casi seguro de que sí), tiene mucha gracia y sabe hacer reír. Sabe lo que funciona y no resulta cargante. Tiene descripciones hilarantes y me da la sensación de que es algo con lo que el autor disfruta especialmente. Es más, a veces creo que metía algo solo para poder describirlo 🙂

 

Tiene frases grandiosas como:
-Más que a libro viejo olía a dinosaurio adolescente.
-Su casa era muy pequeña para el dolor que sentía, así que salió.
-Alumbró una pared de roca desnuda donde había tallados algunos nombres en letra Comic Sans (este tipo de coñas me encantan y me parecen valientes porque tal vez no lo entiendan todos, pero merecen la pena).

 

Mención especial a Cloto Zell, con cuya particularidad me estuve riendo durante días.

 

Destaco también el precio. No se puede pedir más por 1 euro. En serio, deja de leer esto y cómpralo.

 

¿Qué te ha gustado menos?

Algunos aspectos técnicos, sobre todo una mayor concentración de erratas hacia el final del libro. Nada vital. También me pone un poco nervioso el leísmo, aun cuando la mayor parte de los casos estén aceptados. A título personal, el uso de ciertas palabras me sacaba del libro por el tono o el sonido; como la repetición de cuchufleta (esta es una de esas cosas que tiene delito que yo lo diga, a mis lectores también les pasa conmigo).

 

Mirando en perspectiva la historia y ciertas partes del desarrollo, en mi opinión, no han estado a la altura de otros aspectos que han resultado ser los claros protagonistas: el universo, ciertos personajes y la comicidad. No me quejo, es un libro “de camino”, de disfrutar el trayecto. El destino no es tan importante.

 

Por último hay un aspecto secundario que me gustaría destacar. Se trata de la cubierta. Como ilustradiseñador me puedo hacer una idea de lo que hay detrás de ella (no pretendo nada más que una crítica constructiva), pero, más allá de la calidad del dibujo y del diseño, la cuestión principal es que sea un dibujo de figura en grises sobre fondo blanco. Es un detalle que tal vez no moleste a muchos (a mí un poco), pero lo destaco porque la cubierta de un libro es, nos guste o no, uno de los factores más importantes de cara a la venta. Algo de fondo, color y otra tipografía habrían ayudado.
Es una lástima porque el resultado final, visualmente, resulta un tanto pobre para un libro que no lo es. Claro que hay cubiertas con muchos colorinchis que de lejos pueden llamar la atención y de cerca te queman los ojos.

 

 

Sí me parece acertado que al final del libro incorpore una galería de personajes con varios dibujos, lo que muchas veces es de agradecer (más aún sabiendo que Amazon cobra más “peaje” al autor cuanto más pesa el archivo digital).

 

¿Algo para terminar?

Como dije, es un libro entretenido y muy divertido. Tiene todo lo necesario y, con sus más y sus menos, el conjunto es fantástico para ciertos tipos de lector como yo.

 

Creo que el autor tiene una capacidad maravillosa de escribir historias divertidas sin que queden huecas. Hace buen uso de los tropos y con sus descripciones es muy fácil reconocer el mundo y sus personajes; genera familiaridad.

 

Además, a mí lo que me lleva a escribir en mayor medida es el hecho de “contar algo que quiero contar como sólo yo lo sé contar”. Cuando leo a escritores como Javier Pavía tengo sentimientos encontrados, porque aunque lo enfocamos de forma muy distinta me topo con situaciones, párrafos o ideas que yo mismo estoy escribiendo y pienso “¡Joder! ¡Hemos pensado lo mismo! ¡El mundo editorial es demasiado pequeño para los dos!” al mismo tiempo que me hace mucha ilusión coincidir con alguien con quien me lo paso bien.
Si quieres coincidir con el autor en la red:
Twitter :: @judaszero

Guardar

Guardar

Anuncios

5 comentarios en “Valoración :: El Examen Final

  1. Muchas gracias por tu crítica. Me alegra que te haya gustado y sobre todo me gusta, cosa rara, leer la parte negativa. Mira que he puesto a todo un grupo de monos con máquinas de escribir a corregir erratas, pero aun así siempre se escapa alguna. ¡Y me da mucha rabia!
    También tengo pendientes los libros de Morán, Caballero y Sanchidrián. Me da miedo leerlos, que me gusten mucho, nos hagamos colegas y tengamos que dominar el mundo. Podría pasar.
    Y lo sé, lo sé, lo mío con el leísmo es una cosa bárbara xD
    Ah, y la portada blanca tan minimalista me ha dado alegrías (gente que lo compra solo por eso) y disgustos (me llegan algunos ejemplares negros de roña; luego a las tiendas llevo los bonitos solo…).

    Me gusta

    • Bueno, la lucha contra las erratas es oscura y alberga horrores. La mayor parte son ortotipográficas y esas pasan más desapercibidas. El resto, me atrevería a decir que son la típicas palabras que el corrector no te señala porque están en el diccionario, pero no son las correctas (como por ejemplo “casa vez que la veo”) o alguna omisión, erratas muy fáciles de pasar por alto. He visto libros de editorial con muchas más erratas y más flagrantes.

      El mundo de las portadas también da para realizar estudios en Wisconsin, porque hay de todo y a veces una cubierta te cierra una puerta mientras te abre otra. Esta la veo enfocada a un público objetivo muy concreto; y está bien, simplemente creo que mejoraría con un par de toques (el minimalismo es bien, tampoco hay que dejarse llevar por el horror vacui).

      Yo estoy deseando que os conozcáis todos para dominar el mundo. Y quiero estar ahí, entre bastidores, riendo mientras veo el mundo arder.

      Me gusta

  2. Hola!
    Lei El examen final hará unos meses, por recomendación de Guillermo Jimenez, y porque estaba rebajado en Amazon, y me encantó. Me pareció super divertido y muy original.
    Gracias por descubrirme el twitter del autor, que no lo había encontrado.
    Un abrazo!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s